La ubicación del proyecto en arquitectura

Si no conocemos la ubicación del proyecto en donde se llevará a cabo el proyecto, es conveniente visitar la región, el municipio, la ciudad o el poblado, el campo, la playa, etc. en donde se construirá la obra.

Antes de la visita, tendremos que buscar la documentación necesaria, como planos, datos relacionados con la población, estudios sobre las condiciones físicas del lugar etc., de tal manera que tengamos un punto de partida para aprovechar al máximo el viaje.

La ubicación del proyecto en arquitectura

Los puntos que debes conocer sobre la ubicación del proyecto son:

  1. La ubicación del lugar en la región, país, municipio, ciudad.
  2. Las características generales de la región, el municipio, la ciudad o el poblado de la ubicación del proyecto.
    • ¿Cuál es su historia, cuáles son sus tradiciones?
    • ¿Cuál es su población?
    • ¿Cómo está distribuida la población?
    • ¿A qué se dedica la población (su producción, consumo, intercambio)?
    • ¿Cómo es la imagen de la ciudad? ¿Cuáles son sus hitos o puntos de referencia?
    • ¿Cuáles son sus nodos o lugares de confluencia?
    • ¿Cómo son sus vías y sus barrios? ¿Cuáles son sus bordes?
    • ¿Cuál es su patrimonio histórico?
    • ¿Cómo está zonificada la ciudad?
    • ¿Cuáles son los ejes de circulación de la población?
    • ¿Cuáles son sus principales recorridos y circulaciones?
    • es la relación con las ciudades o pueblos vecinos? (para conocer el flujo de las personas); si sus habitantes se dirigen a otros lugares para trabajar o en sus ratos libres o si llegan visitantes, etc.
    • ¿Cómo son las edificaciones? ¿De qué materiales son? ¿Cuál es la tecnología constructiva utilizada?
    • ¿Existen redes de instalaciones eléctricas, sanitarias, telefónicas, etc.?
    • ¿Cuál es su equipamiento urbano?
    • ¿Cuáles son sus condiciones de salubridad?
Quizás te interese leer:  La Catedral de Notre Dame: Aspectos y hechos destacados

Conviene indicar, en un plano de la ciudad o del territorio, los usos del suelo para poder visualizar claramente la ubicación de las viviendas, las fábricas, el comercio, los principales hitos, los servicios, los terrenos baldíos, terrenos pantanosos, terrenos por donde pasan las fallas sísmicas, etc.

En el plano podemos ubicar también las vías y circulaciones más importantes y los ejes principales de circulación de la población.

Otros análisis que debes realizar 

Será necesario analizar la expresión formal de las edificaciones cercanas a la ubicación del proyecto, para que este armonice o contraste con ellas (según lo consideremos conveniente) y conocer los materiales de construcción que se pueden encontrar en la zona, para evitar en lo posible el uso de materiales de otros lugares, lo que generalmente no siempre encarece la construcción.

  1. Cómo son las condiciones del clima en la ubicación del proyecto: temperatura, vientos, asoleamiento, precipitaciones (lluvia, granizo, nieve) y las características del terreno: tipo de suelo, topografía, sismología, hidrología; y las propiedades de la flora y de la fauna.
  2. Será también importante conocer las normas y reglamentos existentes en el país y en la región o ciudad en relación a códigos estructurales y de construcción, al uso del suelo, al equipamiento urbano, a las instalaciones, etc. y conocer los proyectos que se hayan planificado para el futuro; no vaya a suceder, por ejemplo, que en el sitio para nuestra obra se haya previsto otro proyecto, como podría ser la construcción de otro edificio, o se tenga proyectado pasar una avenida, etc.
  3. Tendremos también que ver si en las cercanías del lugar en donde se realizará el proyecto existen espacios o edificios con valor histórico para que nuestros diseños no entren en contradicción con éstos, sino que contribuyan a realzar su valor.
Quizás te interese leer:  Orden toscano: arquitectura y columnas

El conocimiento de la región, municipio, o ciudad en donde se realizará el proyecto es muy importante porque el arquitecto, al diseñar, no parte de cero sino del conocimiento de una realidad que será transformada por el proyecto, en beneficio de la colectividad.

Resumen 

Antes de ir a conocer el lugar y sus habitantes, es preciso preparar un plan de trabajo para aprovechar el tiempo y no tener que improvisar. El plan de trabajo debe contemplar una relación de todas las cuestiones que debemos averiguar; de todos los datos que necesitamos; de todas las instituciones o personas a las que debemos visitar, etc.

Es importante tener siempre presente que se trata de buscar la información que sea útil para el proyecto y no de acumular información innecesaria que no tendrá aplicación práctica. La magnitud del estudio a realizar estará determinada por el tipo de obra a diseñar. Cada investigación tiene un determinado énfasis y su escala dependerá de la influencia del proyecto en el entorno. Por ejemplo, si se tratara de un hospital, habría que hacer hincapié en las cuestiones relacionadas con la salud de la población o, si se fuera a diseñar un complejo deportivo, se daría prioridad a los aspectos relacionados con la juventud y los deportes.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.